Farah Rabat un bello hotel de cinco estrellas para disfrutar de Rabat

Ubicada en la costa atlántica del Magreb en la desembocadura del río Bu Regreg se encuentra la ciudad de Rabat, capital de Marruecos, un lugar único que despierta gran interés en miles de turistas que cada año vienen para disfrutar de sus encantos, entre los que destacan sus hermosas playas, su centro histórico y su excelente gastronomía.

Rabat es una ciudad moderna, urbanizada con agradable clima, que ha logrado convertirse en un destino turístico, empresarial y de negocios, la ciudad también ofrece excelentes lugares para practicar deportes acuáticos y náuticos, así como modernas instalaciones para la práctica del golf y la equitación; la zona comercial es muy atractiva para todos quienes visitan la ciudad.

La capital marroquí cuenta con sitios de interés histórico entre los que vale destacar la Medina antigua, la Kasba de los Oudaya, la Mellah, la catedral católica, el Palacio Real la Mezquita – Torre Hassan y la mezquita Hassan II: Rabat ofrece además a los turistas una gran variedad de restaurantes donde se pueden disfrutar platos de la cocina tradicional del Magreb, Marroquí e internacional.

La oferta hotelera de la ciudad es muy buena, se puede conseguir una diversidad de hoteles de todos los estilos y categorías, entre los que destaca el Farah Rabat un bello hotel de cinco estrellas, que se encuentra cerca de Bouregreg Mawâzine y ofrece hermosas vistas al río Bouregreg, a la ciudad y al puerto deportivo; dispone además de alquiler de coches y aparcamiento gratuito.

Las mejores instalaciones de toda Rabat

Las instalaciones del hotel son fabulosas, dispone de piscina al aire libre, moderno gimnasio, centro de bienestar con spa, bañera de hidromasaje, jacuzzi, sauna, baño turco y área de masajes, los huéspedes pueden relajarse en cualquiera de esta áreas y recibir los mejores masajes y tratamientos de belleza, también pueden disfrutar de la hermosa terraza y el área de barbacoas.

farah rabat

Los tres restaurantes del Farah Rabat sirven platos de la y especialidades de la cocina marroquí, italiana e internacional, se puede disfrutar también de una excelente carta de té, café y cócteles en los diferentes bares ubicados en el hotel.

Las habitaciones cuentan con una decoración tradicional y son muy confortables, disponen de baño privado con ducha o bañera, aire acondicionado, escritorio, armario, teléfono, minibar, radio, reloj despertador, TV con señal satelital y conexión Wi-Fi y servicio a la habitación; los huéspedes tienen la opción de tomar el desayuno en la habitación.

Leave a Reply